jueves, 13 de octubre de 2011

Un nuevo pero conocido House

La octava (y muy posible) última temporada de House se estrenó hace dos semanas con Twenty Vicodin, un capitulo muy similar a Broken que inserta a House en otro ambiente lejos de la medicina pero que de que algún modo lo regresa a la práctica. Si bien es cierto en Broken no se presentó un misterio médico, el paciente de la semana era el propio doctor y para curarse necesitaba cambiar, pero como se sabe muy bien, House no cree en los cambios por eso no funcionó. En cambio, ahora en la cárcel, House parece haberse acostumbrado a su perenne infelicidad al punto de sumergirse en ella, pues, aun paga las consecuencias de sus acciones, ya saben haber empotrado su auto en la casa de Cuddy y después, fugarse del país por tres meses. A pesar de haber cumplido su sentencia. House sólo tenía que estar 3 meses en la cárcel y terminó estando casi 8. El castigo de House fue su propia cortesía ya que cada vez que iba a salir, el doctor se metía en problemas para alargar su condena.


Poster promocional. Temporada 8 de House.


Sin embargo, el propio House admitió que era muy consiente cuando decidió chocar su auto porque sabía muy bien que no pondría en peligro a nadie, especialmente a Rachel, la hija de Cuddy, quien estaba en la casa de su abuela. En fin, un nuevo misterio médico fue lo resaltable de la premier de esta nueva temporada porque incluso en la cárcel, hay gente enferma. De paso aprovechó para conocer a su próxima interna. De nuevo, el doctor probó que su don no se ha ido a ningún lado, además, su lado autodestructivo sigue presente y ha dominado el ambiente, claro que solo se activa cuando sabe que se saldrá con la suya, si no hay que ver el temor que House demuestra ante el que maneja la gran casa.

¿La nueva Cameron?

House conoce en la cárcel a la doctora Adams, el personaje de Odette Annable. Al principio la doctora se resiste al encanto de House, y claro con encanto me refiero a los insultos y la altanería pero luego que él la analiza completamente, Adams cae redondita, hasta arriesga su carrera para comprobar que el diagnostico del doctor era el correcto. Adams es la combinación de casi todos los personajes de House, es bonita como Trece, proviene de una familia de dinero pero quiere hacerse un nombre por sí misma como Chase, le gusta seguir las reglas pero las rompe cuando es necesario como Foreman, quizás la característica más primordial de esta mujer es que estuvo dispuesta a perderlo todo por House, sólo porque es House. Vamos, hasta le dio las pastillas que el doctor necesitaba. Adams me recuerda bastante a Cameron y ahora que Cuddy no está, ella se ocuparía de la tensión sexual no resuelta en el show. Es obvio que House ningún interés, pero tampoco lo tuvo con Cameron y coqueteaba con ella igual. De todos modos, todavía falta mucho para descifrar a la doctora Adams.


Cameron 0.2. Odette Annable como la doctora Adams.


El nuevo decano y una ausencia que se incrementa

El segundo capítulo Transplant sirvió para presentarnos al nuevo decano… Foreman. Ninguna sorpresa ahí. Asimismo, Foreman le explicó a House que Cuddy presentó su renuncia al día siguiente del “incidente”, llenando los espacios que el televidente necesitaba saber pero sin cerrar totalmente la historia como para un posible retorno de la actriz Lisa Eldestein, quien dejó la serie después de 7 años. Este capítulo estuvo lleno de testosterona y se enfocó en House y Wilson. Resulta que nadie visitó a House cuando estuvo en la gran Casa, ni siquiera su mejor amigo, pero a House no le importa el por qué ni el pasado, le importa el futuro y volver a tener a su único amigo en su vida. En cambio, Wilson solo quiere que lo deje en paz ya que sabe muy bien que House no cambió, nunca lo hará y ahora será más miserable gracias a la ausencia de Cuddy.


Reconciliación. Wilson y House arreglando sus diferencias.


Del mismo modo en el que Twenty vicodin es similar a Broken, Transplant es parecido a Dying Changes Everything, el primer capítulo de la quinta temporada en donde Wilson retornaba al hospital después de la muerte de Amber. En ese entonces, Wilson le dijo a House que jamás volvería a ser su amigo, un par de episodios después, House y Wilson estaban como antes. En Transplant fue inmediato, el resentimiento de Wilson duró 45 minutos, sólo descargó su ira con un golpe en la cara a House, tal y como su amigo se lo había pedido. Para bien o para mal, House es el único que impulsa a Wilson cuando es necesario. Realmente, estos dos son la pareja principal de House y como todo en ese show, su relación es completamente disfuncional y autodestructiva, pero me alegro por ellos.


Bromance. Wilson y House en sus mejores épocas.


Ahora, la nueva interna de House es la Dra. Park, una chinita muy nerviosa y típica nerd, no aporta mucho ni tampoco es muy importante. Su personaje sólo sirve para entretener a House por un toque. Pese a todo, creo que en algún momento, Park sorprenderá. A mi me sorprendió cuando le gritó a Foreman ya que había sido acosada sexualmente por su residente y Foreman le había dado una buena referencia para que se vaya a Chicago, la chinita reclamó porque no es ella quien debía irse.

Adiós, Trece

Siguiendo con la historia, el tercer capítulo de House quizás sea el más prometedor de toda la temporada y no lo digo solamente porque es el episodio final de Olivia Wilde como Trece, si no por Wentworth Miller, la ex estrellar de Prison Break, será el paciente de la semana de House. “Charity Case” también será el pretexto perfecto para reunir a las nuevas Ángeles de House, digo, a las nuevas internas de House, la doctora Park, Adams y Trece aunque no estarán juntas por mucho tiempo. Cabe destacar que desde que Trece entró a la serie se convirtió en uno de los personajes más interesantes después de House. Recién nos estábamos recuperando de su alejamiento del programa, disfrutando su retorno en “The Dig” y ahora la volveremos a ver partir. Al parecer la actriz quiere posicionar su carrera filmográfica, bueno, quién puede culparla. Según distintos medios, este es su último episodio en el drama médico, sin embargo, según el productor general David Shore, Wilde tiene las puertas abiertas para volver el próximo año.


Goodbye and Good luck. Nos despedimos de Trece recordando la primera vez que apareció en House.


El futuro incierto de House

Es una pena que Trece se vaya, pero todavía no sabemos nada de Taub o Chase, se sabe que ellos también volverán, la preguntaría sería cómo. En el caso de Taub, será el cuarto episodio en el que hace su aparición con sus dos hijos, de dos mujeres diferentes. Sin embargo, del retorno de Chase todavía no hay datos. Este cambio de elenco ha generado mucho fastidio, sobre todo después de la salida de Lisa Edelstein y Wilde. De hecho, aun no se confirma si habrá una novena temporada, como tampoco se sabe si la octava será la última. House ha bajado en el rating, pero no lo suficiente como para pensar en una cancelación, vamos, después de todo, los capítulos siguen el mismo estándar de siempre y son lo suficientemente interesantes como para captar al espectador. Entrando ya en esta temporada, House resurge como el ave fénix, pero hasta cuándo, esa sería la pregunta.

No hay comentarios:

Publicar un comentario