martes, 10 de mayo de 2011

Los clichés más usados en la televisión

El secuestro

Esto se puede ver más en las series policiales o en novelas mexicanas y es que siempre es memorable cuando se secuestra. En Bones, Booth fue secuestrado, torturado pero al final rescatado por Brennan y viceversa, Brennan fue secuestrada junto a Hodgins por el "sepultador", los dos fueron encontrados por Booth, mientras que en el caso de Ziva de NCIS, ella tuvo que esperar a que Tony se diera cuenta de su ausencia para buscarla. Incluso cuando creía que ella estaba muerta, Tony preparó todo un plan para vengarla. El único problema es que los dos terminaron secuestrados, pero Gibbs los salvó, como siempre, por algo es el jefe. En Lost hubo muchos pero muchos secuestros generados por los Otros.

3.2.1. fuego!

No hay nada como una buena balacera o un simple disparo para poner a temblar a los fanáticos de las series. Todavía se recuerda que todo el final de la sexta temporada de Greys Anatomy giro en torno de un hombre que buscaba venganza por la muerte de su esposa disparando a todos los doctores que veía, en una suerte de Counter Strike contra los hombres de blanco. Por otro lado, al final de la tercera temporada, Chuck Bass de Gossip Girl no puedo evitar que una bala penetrara uno de sus mejores sacos. No solamente arruinó la tela del traje si no que también dejó a Chuck Bass a un paso de la muerte.

Una boda

Uno de los eventos más esperado por los fanáticos. En las novelas, un matrimonio marca un final mientras que en las series solo es uno de capítulos más anhelados. Muchos de estos han causado revuelo, sobre todo cuando se trata de la pareja protagonista o la que más ha sufrido para estar. En la televisión ha habido memorables, como en la boda musical en Glee pero también está de la Luka y Abby de ER, en el mismo día que se casaron bautizaron a su hijo. Las dos bodas de Nathan y Haley también fueron muy melosas.

Una enfermedad

Kitty (Brothers & Sisters) e Izzie (Greys Anatomy) fueron diagnosticadas de un cáncer aparentemente incurable pero lograron sobrevivir. Aunque no siempre sea un tema fácil de insertar en las series, muchas veces las enfermedades son un gran modo de alterar la dinámica del grupo. Quizás la enfermedad más trágica es la de Thirteen que sufre de Huntington o el alzhéimer de la madre de Meredith Grey.

El rompimiento

Cuando una relación no funciona lo mejor es terminar por lo sano pero eso de terminar con madurez se ve pocas veces en las series, sobre todo en los dramas que utilizan ese acontecimiento para darle mucho drama y sufrimiento a los protagonistas, mientras que en una comedia, generalmente los amigos de la pareja que va a romper toman bandos generándose una entretenida guerra de los sexos. El “estábamos en un break” de Ross con Rachel es un clásico que marco historia, pero también que hay quienes no tienen el valor de romper y siguen atrapados en una rutina como Barney y Robin, es ahí donde intervienen los amigos, especialmente Lily, reconocida por romper parejitas.

La reaparición o resurección

Supuestamente alguien ha muerto o desaparecido siempre… siempre retorna y para colmo aparecen en los momentos menos indicados. Así tenemos en una larga lista de personaje como Bryce Larkin quien aparece justo después de Chuck y Sarah se besan, entre otros... (recordando el primer post)

La pedida de mano

Antes del matrimonio viene la pedida de mano con toda la parafernalia que requiere. Charlotte y Cooper de Private Practice son un ejemplo claro, han estado comprometidos por tanto tiempo que ya parecía que nunca darían el siguiente paso. Felizmente, por fin se casaron. El anillo es uno de los protagonistas de la pedida de mano y si es así no puedo dejar de mencionar el anillo que Chuck tenía para Blair, sin embargo, nunca se lo pudo dar, pues, el Príncipe Lois se le adelantó y le pidió matrimonio a la Reina B. Aunque aún no se sabe si Blair caminara por el altar y tampoco está claro quién la estará esperando si Chuck o el Príncipe Lois. Hay quienes prefieren lo clásico como Clark Kent que se arrodillo para pedirle matrimonio a Lois Lane.

Salir del closet

Estamos en el siglo 21 y ahora, casi todas las series tienen un personaje homosexual. En Glee, hay 4 homosexuales: Kurt, Blaine, Santana y Karosky, sin embargo, solo Kurt y Blaine son abiertamente gays frente a todo el mundo. En 92010, Teddy salió del closet esta temporada, después de luchar con sus inseguridades ahora tiene un novio estable. Callie y Robbins son la única pareja lésbica en Greys Anatomy. En otro continente, Kike en Los hombres de Paco era un confeso homosexual pelirrojo y hablando de pelirrojos, Silvia terminó enamorándose de Pepa en la misma serie.

El triangulo amoroso

Siempre hay una mujer o un hombre que es deseado por dos personas. Esta nueva ecuación es conformada por la opción “correcta” y la opción “el amor no ideal”, generalmente se termina escogiendo la opción correcta porque es algo seguro, pero al final termina fallando porque no es lo que quiere el corazón. Recordemos algunos caso de Los mejores triángulos amorosos: Damon, Elena y Stefan o Sawyer, Katie y Jack.

La revolución Bi

Así como la homosexualidad entra al mundo de las series, la experimentación también ha formado parte las historias y generalmente, la revolución Bi es protagonizada muchas veces por mujeres. Así tenemos como principal representante a Thirteen de House. La doctora Remmy Hadley, conocida como Thirteen es bisexual, a ella no le gusta encasillarse por lo que no se considera lesbiana o heterosexual. Igual piensa Ángela Montenegro de Bones, quien tuvo una relación con Roxie en la temporada 5.

La traición

Este es muy obvio. Nada duele más que se traicionado y peor cuando se trata de alguien cercano como fue el caso de Zack Addy, quien terminó siendo el aprendiz de un asesino dejando una gran decepción en Cam y en Brennan o Sarita en los hombres de Paco, quien tuvo que engañar a su propio padre para poder apoyar a su enamorado, Lucas aunque eso signifique cometer actos ilegales.

Las parejas que no son parejas

Trabajan juntos o por lo menos paran mucho tiempo en el mismo lugar, en entre ellos hay una tensión sexual impresionante. Por lo general, son muy diferentes, casi siempre la historia se desenvuelven del siguiente modo: uno que es creyente y el otro que es escéptico . Sí, me refiero al síndrome de Mulder y Scully o el clásico “polos opuestos se atraen”. En el caso de Brennan y Beckett, ambas al principio se mostraban reacias al trabajar con Booth y Castle, respectivamente, sin embargo, con el tiempo se fueron acostumbrando. La relación entre ellos tiende a evolucionar muy lentamente y si no pregúntale a Booth y Brennan (7 temporadas y aun nada). Incluso el productor de Castle quiere que los protagonistas de Bones se junten de una vez o definan su relación, lo que suena irónico porque es el burro hablando de orejas… ¿no se da cuenta que todos queremos ver juntos a Castle y Beckett?

Lo cierto que es todos le tienen miedo a la maldición de Moonlight.

Moonlight o Luz de luna era una serie de antaño protagonizada por Cybill Sheperd y Bruce Willis y como era de esperarse él era intrépido y ella, una aguafiestas. Por supuesto, la tensión sexual era la base del programa, pero cuando por fin se juntaron, el rating cayó y terminó siendo cancelado, convirtiéndose en el motivo por el cual todas las series tratan de retrasar lo más posible el romance entre los protagonistas y es que el miedo que les suceda lo mismo que a Moonghlight los persigue pero algunos han sobrevivido con medalla de honor, ¿sí o no, Chuck y Sarah?. Pocos se han atrevido a desafear la maldición pero algunos continúan en ascuas o con historias inconclusas como Booth y Brennan (Bones), Beckett y Castle (Castle), Olivia y Peter (Fringe) y Jane y Lisbon (The Mentalist). Esperemos que en algún momento den el siguiente paso…

No hay comentarios:

Publicar un comentario