sábado, 2 de abril de 2011

¿Ahora sí podemos seguir adelante?

El 31 de marzo se estrenó por fin el episodio musical de Greys Anatomy y como era de esperarse algunos lo amaron y otros lo odiaron, pero la gran mayoría se preguntó si Greys había por fin saltado el tiburón (jump the shark)*. Pero vayamos por partes, el esperado musical no aportó nada nuevo y a mi parecer solo fue un capricho de la producción por querer copiar a Glee. Hubo partes del capítulo en que sí, las canciones ayudaron, así como también hubo partes en las que se pudo explotar más a los personajes en lugar de simplemente querer presentar un videoclip musical en medio de un hospital. Las voces de los actores fueron espectaculares, tengo que decir que por algo Sara Ramirez, quien interpreta a Callie Torres, ganó el Tony y ni que hablar de Chandra Wilson que de por sí ya había mostrado su talento en la serie cantándole a su hijo.


Las canciones detrás de las canciones:


Cozy in the Rocket de Psapp - el tema principal de los créditos de Greys.



El capítulo comienza después del accidente automovilístico en donde Callie salió volando de la ventana, (al parecer Callie puede verse a sí misma o a su alma, supongo,) entonces, ella misma se trata de relajar cantando el Cozy in the Rocket. Ok, la voz, ya hemos reafirmado el hecho de que Ramirez tiene una excelente voz, y está fue la típica escena de entrada de serie con una voz en off que nos explica más o menos lo que va a suceder pero la interrupción de Callie cantándose así misma simplemente no me convenció, fue muy preparado.



Chasing Cars



Pero si bien cada vez que escucho Cozy in the Rocket me trae a la mente a Greys Anatomy (o querer estudiar medicina), Chasing Cars es el himno de la serie. La canción original de Snow Patrol fue usada la final de la segunda temporada, después de la muerte de Denny, cuando Izzie toma la decisión renunciar a ser doctora, así que toda la emoción y el drama del que fue el mejor final de temporada de toda la serie, no puede ser reemplazada por la interpretación de Callie, Owen y Bailey, aunque sí sorprendió oír a cantar a Kevin McKidd, quien le da vida a Owen. Iba ser muy difícil superar la versión original de Snow Patrol, así que aunque fue un buen intento, sigo prefiriendo escuchar la melódica voz rasposa de la banda escocesa.



Breathe (2AM)


Algo que no me gustó del musical es que siempre sabía que iban a comenzar a cantar porque mencionaban el titulo de la canción o daban alguna señal para dar inicio a la música. Como fue el caso de Lexie quien le dice a Callie que respire antes de su operación y “respira” o (Breathe en inglés) es el nombre de la canción de Ana Nalick. Aquí, los productores pudieron aprovechar al máximo la dicotomía actual que vive Lexie con Jackson y Mark, (pero no lo hicieron y si lo hicieron ni cuenta).



El tema Breath (2AM) fue usada en el episodio en el que Meredith se queda en la sala de operaciones con las manos dentro del pecho de un hombre que tiene una bomba. No se puede decir que Chyler Leigh (Lexie), tiene una mala voz, de hecho, tiene una muy buena pero no se supo aprovechar, no tuvo el impacto emocional como la primera vez que se escucho la canción en la serie, pese a que la letra de la canción caía como anillo al dedo a la situación del personaje de Leigh. El tema era preciso para explotar comenzando con el principio: “Dos de la mañana y ella me llama porque todavía estoy despierta "Podrías ayudarme a desenrollar mi último error. No lo amo, este invierno simplemente no fue mi estación”, Lexie debió dirigirse a Callie mientras miraba a Jackson, y es que yo creo que ella sigue amando a Mark pero el hecho de que haya embarazado a Callie que actualmente está con Arizona, es simplemente muy complicado para ella. Tenían todo para hacerlo funcionar, sobre todo la escena donde Lexie encuentra a Mark llorando en las escaleras y ahí es donde debió cantar esta parte de la balada: “Pero, dios mío, es tan hermoso cuando el chico sonríe, Quiero abrazarlo. Quizás simplemente cantaré acerca de esto”. Sorprendentemente está escena la salvó Mark con sus lagrimas y sus palabras precisas. De hecho, todo el episodio fue salvado por la actuación Eric Dane en una de sus interpretaciones más dramáticas, pudimos conocer el lado humano poco visto de Mark.



How we operate


How we operate de Gomez fue introducida en la final de la segunda temporada de Greys, cuando Burke estaba siendo operado. En esta oportunidad, Owen interrumpe a los doctores que están discutiendo cómo tratar a Callie y lograr que el bebé sobreviva con la canción. Yo pensé que en cualquier momento, los doctores se pondrían a bailar pero en realidad esperaba que alguno de ellos tuviera el sentido común de decirle a Owen, “Oye, no ves que estamos ocupados tratando de salvar una vida para que vengas a interrumpirnos con una estúpida canción”. Menos mal, no toda la escena se centró en Owen cantando y podemos ver la conversión de Alex, Meredith y Cristina.



Wait


Wait de Go set Go, creo que fue también parte de la banda sonora de la primera temporada. La verdad es que no me acuerdo de la canción así que no le tome tanta importancia cuando la escuche a Bailey, otra vez, la habilidad vocal de Wilson es indescriptible y acompañado con la discusión entre Mark y Arizona formaron una secuencia realmente fue buena. Como dije previamente, Mark salvó el capítulo y cuando le dijo a Arizona que no era nada, ya que él es el padre de la hija de Callie y Callie la madre y Arizona solo la novia de Callie, me rompió el corazón y el de Arizona también.



Running on Sunshine


La versión de “Running on Sunshine” de Greys ni siquiera se compara a la original de Jesus Jackson pero si te quieres reír puedes verla. Nadie sabe lo que pasó aquí… La canción comienza con el flashback de Callie en el auto conversando con Arizona y cantándole la canción, después muestra a Owen y a Cristina en su departamento a punto de tener sexo, para enfocarse luego en Teddy coqueteando con su esposo enfermo Henry, también se puede ver el baile de Baily con su enfermero sexy Eli, además de a Alex y su obstetricia en ropa interior y a Meredith y a Derek coqueteando en la cama. Supongo que lo único que puedo decir es: ¿qué diablos?, mientras Callie está debatiéndose entre la vida y la muerte, todos aprovecharon para tirar. Adorable!. Esta fue una más de las locuras que tuvimos que aguantar en el episodio, solo una escusa para ver hacer el ridículo y malograr una canción poco memorable de la serie.



Grace



Todo el mundo recuerda a “Grace” de Kate Haynevik como el fondo musical que se uso cuando Derek todavía casado con Addison, la engaña con Meredith en la fiesta de promo que se hizo en el hospital. Por lo que fue completamente inapropiado usar esta canción que está posicionada con el sexo extramarital de McDreamy con la cirugía de urgencia que debe recibir Callie.



How to save a Life


How to save a Life de The Fray debió ser el cierre de broche de oro del episodio. Junto a Chasing Car, How to save a life es la canción más reconocida de Greys y sí, fue un bonito numero cantada por todos. Aquí si supieron cómo utilizar la canción, dándoles a cada uno las líneas de las letras que les correspondían a cada uno. Aunque yo sigo prefiriendo la versión de The fray. Debo felicitar de nuevo a Eric Dane, el preludio de la escena cuando Arizona le dice a Marke ue deberían orar por Callie y él le responde que no ha dejado de orar desde que Callie llegó al hospital fue simplemente brillante. Otra vez, Owen dio pie a la invitación con la letra a la canción. Escena pasable, no tan impactante, pero no tan decepcionante.



The Story



Como dije, las mejores líneas las tuvo Mark, después de que naciera la bebé prematura y esperando que Callie despierte, le dice a Arizona que no es nada, es la madre de la bebé y él, el padre y se disculpa por lo que dijo. Lo que nos lleva a la parte final “The Story” de Brandy Carlile, la versión de Callie fue para ponerte los pelos de punta, sin embargo, eso de alucinar que estás en viendo un videoclip se les fue de la mano a los productores y por un momento pensé que estaba viendo a Kelly Clarkson cantar “Because of you”, que también hubiera sido mucho mejor. Abusaron de poner tanto tiempo a Callie frente a la cámara, llegando a quemar la intención de la canción. Al final, Callie despertó y aceptó la propuesta de Arizona de casarse, la bebé prematura vivió aunque no se sabe si estará bien.



Universe and U


Ah, me olvido de mencionar el pequeño dueto de Callie y Arizona cantando “Universe and U”, pero la canción nunca estuvo en la banda sonora de Greys, aun así fue un momento conmovedor.



Lo que me hubiera gustado ver


Me hubiera gustado ver más a Addison, es decir, la trajeron precisamente para salvar a Callie, sin embargo, estuvo casi ausente y ni siquiera participó en el musical. Otra vez, los productores pudieron explotar el hecho de que ella quiere un hijo y no solo tiene que salvar al bebé de su amiga si no también al bebé de Mark. Los escritores no recuerdan que Addison abortó un hijo de Mark y lo privó de ser padre. Si solo iban a poner a Kate Walsh (Addison) menos de 4 minutos, pues, aunque sea le hubieran dado una canción. En plena conversación con Mark la hubiera puesto a cantar “where I stood” otra canción emblemática de Greys.



El drama detrás del musical


Pero no todo fue malo, otra cosa que salvo el episodio fue la escena de Derek y Meredith en el elevador, donde por fin Meredith se sincera y admite que siente celos de Callie porque ella logró embarazarse sin esfuerzo mientras que ellos han intentado de todo y no han podido conseguir nada pero también le reclama al universo por lo que Callie tiene que sufrir con su accidente. Entonces, Derek la consuela prometiéndole que tendrán un bebé, como sea… lo que nos trae un montón de preguntas, ¿planeará robar un bebé o adoptarán uno? Este fue un clásico momento de la serie y con el musical finalizado suponemos que ahora volverá al trama principal, por fin. La extravagancia y el capricho ya murió, el engreimiento del musical se lo sacaron del sistema y los que nos enganchamos con la medicina, el drama y las conversaciones inteligentes entre los personaje esperamos que la serie vuelva a ser la de siempre. Greys pasó con un 12 la prueba del musical, que como ya escribí en otra entrada es muy difícil de hacer (a menos que te llames Joss Whedon) y es que el musical de Buffy es una valla muy alta que pocos podrán nivelar y caerán en debacle intentándolo. Así que ahora que todo pasó, solo podemos preguntarnos, ¿ya podemos seguir adelante?


*Jump the Shark o saltar el tiburón es un coloquialismo estadounidense utilizado por los críticos para definir el instante en el que un evento cambia la línea argumental de la serie. También es conocido como punto de inflexión que quiere decir que la serie ha llegado a un momento álgido de interés por parte del público, o sea, está a punto de entrar en decadencia. Esta referencia vine de un capitulo de Happy Days en el que Fonzie literalmente salta sobre un tiburón.

No hay comentarios:

Publicar un comentario