martes, 27 de marzo de 2018

#Runaways: Millenials con poderes

La primera producción de Marvel para la plataforma de Hulu es "Marvel's Runaways" o "Runaways", pero se siente más como si fuera una producción para la CW porque se destaca la combinación del drama emocional con los momentos cómicos sin dejar de lado toda la parafernalia del grupo heroico que busca salvar la ciudad tras descubrir que sus padres son parte de una secta en donde sacrifican a jóvenes. En ese sentido, "Runaways" es una serie de adolescentes descubriendo y construyendo su propia identidad, revelándose contra sus padres, pero a la par es la primera serie juvenil de héroes de Marvel. 



Millenials siendo millenials

Uno de los puntos a favor de "Runaways" es el casting del elenco principal, pues, los actores elegidos son idénticos a los personajes del cómic de Brian K. Vaught y Adrian Alphona. Sin embargo, en los mismos protagonistas podemos reconocer estereotipos -de nuevo- clásicos en las series juveniles: 
 -Alex Wilder (Rhenzy Feliz) es el nerd cuyo poder parece ser hacer referencias que nadie entiende. En realidad, no tiene poderes pero es realmente bueno en lo tecnológico. 
- Nico Minoru (Lyrica Okano) es la gótica depresiva del grupo con un poder que proviene de un báculo mágico. 
-Karolina Dean (Virginia Gardner) es la chica ideal y popular. Su poder es generar una especie de energía compuesto por colores del arcoiris como reflejando su orientación sexual. 
-Gert Yorkes (Ariela Barer) es la feminista que odia todo, el sistema, el patriotismo, etc, pero está enamorada del chico popular. No tiene un poder pero tiene un vinculo con un adorable dinosaurio. 
-Chase Stein (Gregg Sulkin) es el chico popular de un corazón de oro. No tiene poderes pero si varios gadgets. PD: No es la primera vez que Sulkin hace de chico popular con un corazón de oro. 
-Molly Hernández (Allegra Acosta) es la menor del grupo y por lo tanto la más despistada e ignorada. Su poder es ser increíblemente fuerte.



La misma serie utiliza estos prototipos como punto de críticas entre los mismos personajes y eso está bien porque se está retratando de manera realista el comportamiento de jóvenes que se joden entre sí, que se dicen sus verdades, que se pelean... Mejor dicho, estamos viendo adolescentes siendo adolescentes aunque tengan poderes. Y allí es donde radica el enganche de la serie desde el primer episodio y la razón por la que funciona pese a sus falencias. 


 El grupo principal está compuesto por estereotipos que solo en una serie ficticia son amigos. 

 Una de las debilidades de la serie es el pasar demasiado tiempo con los padres del grupo. Ya sé que el drama paternal aporte a la historia del misterio de la secta y consolida a los padres como los antagonistas pero creo que nadie se hubiera molestado si hubiéramos tenido una exposición verbal que le reste su tiempo en pantalla porque la serie se beneficia cuando se centra en nuestros protagonistas millenials. Hay una conexión inmediata con cada uno de ellos de los chicos entonces, sería mejor que nos aprovechemos de eso. Además, ni si quiera la construcción del misterio y su subsiguiente revelación del malo de la temporada reivindica el tiempo que hemos perdido con los progenitores de los protagonistas. 


 El mejor capítulo de la temporada es Metamorphosis. Resulta que en este mismo capítulo Stan Lee hace su clásico capítulo con lo que es oficial Runaways es parte del UCM aunque a Marvel le gusta ignorar a sus series... en este caso es entendible porque son adolescentes. 

 La serie intenta sorprendernos con sus revelaciones sobre el líder de la secta, que resulta ser el padre de Karoline, pero vamos, se trata de un giro que la mayoría puede adivinar con facilidad a menos que jamás hayas visto una serie. La verdad es que los giros más sorprendentes provienen del drama sentimental como la repentina relación de Karoline y Nico o el romance extramatrimonial de Robert, padre de Nico, y Janet, madre de Chase o la muerte de Victor Stein. 


La batalla del bien vs. mal está aquí representado en los chicos vs. los padres que hicieron un trato con Jonah para obtener todo tipo de beneficios. El grupo, entonces, se revelan contra sus propios padres porque saben que lo han hecho no es correcto. La primera temporada de "Runaways" dejó varias historias al aire y no resolvió todos los conflictos, es más, crea varios miniarcos que podrían profundizarse en la segunda temporada. Mientras tanto terminamos en un cliffhanger clásico trofeo de los héroes que se convierten en villanos ante la opinión pública y a los chicos no les queda otra cosa que huir convirtiéndose en fugitivos.


O sea, "The Runaways" runaway.

No hay comentarios:

Publicar un comentario